palacio de justicia de Tudela
Palacio de Justicia de Tudela en la Avenida de las Merindades de la capital ribera

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Tudela ha dictado sentencia en la demanda presentada por Alejandro Toquero contra Ernai y condena a la asociación juvenil por el tuit que publicó en sus redes sociales en el que comparaba al alcalde de Tudela con Hitler.

Condena a Ernai

La sentencia considera que este tuit ha sido una intromisión ilegítima en el derecho al honor de Toquero y condena a Ernai a publicar en el perfil de Ernai Tutera en twitter el fallo de la resolución, retirar a su costa de la red social la imagen con el contenido y a indemnizar al alcalde de la capital ribera con 2.500 euros.

También reconoce que el tuit que denunció Alejandro Toquero excede el ámbito del derecho a la libertad de expresión y excede la crítica política. Además, hace especial hincapié en el hecho de realizar un fotomontaje con una fotografía mítica del dictador alemán, algo que «no se ciñe a ejemplificación de la figura de cualquier fascista, sino que la relevancia histórica de este personaje, como autor de uno de los genocidios más recientes, crueles y numerosos, sobrepasa en mucho el límite de tolerancia con la crítica dura e hiriente.

También argumenta que el tuit difundido por Ernai para criticar el posicionamiento político de Alejandro Toquero hacia el euskera «supone un acto atentatorio contra la reputación del demandante, siendo innecesarias tales extralimitaciones para la defensa de un postulado político o de una ideología contraria» así como que «el cargo del actor traiga consigo un deber de soportar y admitir ciertas expresiones que van más allá de un mero contrapunto, crítica o divergencia ideológica».

Indemnización

Por último, la sentencia estima parcialmente la parte relacionada con la existencia del daño ocasionado por el tuit y el pago de la indemnización por los perjuicios morales ocasionados y fija la indemnización en 2.500 euros frente a los 5.000 que solicitaba Toquero en la demanda. «Es una cantidad excesiva a la vista de la repercusión de los tuits y de la imagen. Aunque el perfil es público, apenas cuenta con 102 me gusta y 33 retuits, por lo que no puede hablarse de una difusión tal que ocasione unos daños en el alcance pretendido», señala.