Inicio Opinión Teinada, Samanta y Ramulla, por Pedro J. Soto Santos

Teinada, Samanta y Ramulla, por Pedro J. Soto Santos


Como premio a la finalización de sus estudios universitarios, el abuelo dispuso entregarle al nieto, a modo de propina una considerable suma de dinero. No pensó demasiado el destino del apreciado premio, y así se lo manifestó al abuelo: «Estoy preparándome para streamers  y así poder streamear con mis gameplays , y prometo invitarte a un Twitch en mi primer ‘stream’ abuelo». Con cierto pudor, y consciente de no haber entendido ni una sola palabra, se limitó a asentir. A fin de no dejar así de fría la conversación, se dirigió al nieto: «Cuando yo era joven, como tú ahora, me cayó desde la teinada de mi vecino de Ablitas una samanta de ramulla que me dejó carne movida por todo el cuerpo durante dos semanas».

El nieto al escuchar al abuelo esa breve frase, lo único que se le ocurrió fue convidar al abuelo para un próximo encuentro a fin de que le explique claramente que es lo que quiso decir, pues de la misma manera que el abuelo no logro entender las pretensiones del nieto, este pese a la conclusión de sus estudios universitarios no ha sido capaz de traducir, teinada, samanta y ramulla.

PEDRO J SOTO SANTOS