La concejala de Festejos, Verónica Gormedino

21Verónica Gormedino cuenta las horas para que el cohete marque el inicio de las fiestas de Tudela el próximo 24 de julio. La concejala de Festejos del ayuntamiento derrocha ilusión y entusiasmo cuando habla de las fiestas y desea que todos los tudelanos disfruten de unas merecidísimas fiestas de Sana Ana. «Han sido dos años muy duros. Todos nos merecemos unas felices fiestas, que vuelvan los abrazos y los besos, desde esos niños no han visto todavía un toro de fuego, un gigante o un cabezudo a la gente mayor que volverá a disfrutar de las jotas».

¿Qué siente en la antesala de las fiestas?

Bueno, pues muchos nervios, mucha emoción, pero sobre todo mucha, mucha ilusión. Después de estos dos años de parón estas fiestas tienen que ser históricas.

¿Temía que este día no fuese a llegar?

He sufrido. Pensaba que iba a terminar la legislatura sin haber podido hacer unas fiestas. Las del año 2019 las dejo hechas el anterior equipo de gobierno y veía que este año las decisiones se iban alargando. Ya me temía que me iba del ayuntamiento sin haber podido demostrar que era capaz de organizar una fiestas. La verdad es que lo he pasado mal.

¿Qué novedades van a llegar con estas fiestas?

En el programa hay mucha tradición. Las fiestas se basan en eso. No se puede tocar un encierro, una Revoltosa o la Gigantada. Eso siempre será igual. Pero bueno, creo que cada concejal también tiene que meter su toque. El mío, a lo mejor, por ser mujer, es que me fijo mucho en la estética y este año va a haber mucha decoración.

¿Dónde se va a ver esa nueva estética festiva para la ciudad?

Se va a decorar toda la plaza de los Fueros, el quiosco, las farolas de la Calle Carrera, el Paseo de Pamplona… más o menos todo el centro, pero también los edificios. La biblioteca, la Casa del Almirante, el ayuntamiento… va a haber banderas para que el día 24 todas las fotos que haya del cohete, la gente sepa que está en Tudela, Navarra y en España, una inversión de dinero que no es solo para este año si no que servirá para otros.

Al ser concejal de Medio Ambiente también he querido dar un toque de sostenibilidad. Se van a imprimir menos programas, ahorrar y que haya menos consumo de papel. A cambio vamos a colocar Códigos QR por toda la ciudad para que la gente tenga acceso al programa digital.

También va a haber pegatinas para bares y comercios y se van a colocar cuatro photocalls hechos con vinilos adhesivos a la pared deseando felices fiestas, cada uno lleva un lema diferente y de diversión.

¿Y en lo que respecta a los cambios en los actos?

Hemos apostado por dar un nuevo formato a los espectáculos infantiles y buscar una alternativa a los hinchables, ya que hay feriantes que ya traen este tipo de atracciones. Las actividades se van trasladar a la Plaza Constitución, un sitio muy céntrico, donde van a poder disfrutar de teatro, fiesta de la espuma o hinchables de agua.

Otro cambio importante serán los fuegos artificiales. Hemos quitado la colección del día 27 de julio para ofrecer una colección doble el día 30 de julio. Puede que sean los últimos fuegos que se lanzan desde el Ebro pero queremos que sea una colección mucho más espectacular por ser sábado y el día que esperamos que más la gente de los pueblos vecinos se puedan acercar a Tudela.

También vamos a hacer almuerzos populares en los barrios, en la plaza de la Magdalena, en la Plaza Alfonso el Batallador, y en la plaza de la Estación para esa gente que regrese a su casa tras pasar la noche del sábado se lleve de recuerdo que se va de las fiestas de Tudela almorzado.

¿Cuál va a ser la apuesta musical para estas fiestas?

Este año el concierto central es el de los Gipsy King el día 26 de julio. Antes habrá un concierto homenaje a Raffaella Carrá el día 25 de julio, el concierto de versiones del grupo Star Ways el día 28 y hemos apostado por orquestas de Navarra y de calidad como  Jamaica el primer día de fiestas, Nueva Etapa el día 27 y Vulkano, considerada una de las mejores de España el día 30.

En cuanto al ciclo Noches del Queiles se quedan más o menos igual a petición de los propios espectadores a los que van dirigido. Habrá música también en Herrerías y en Mercadal, con el grupo Dinamo, que se desplaza en bicicleta y el día 28 la fiesta Dj. del día de la Juventud en los que tendrán su oportunidad Dj jóvenes.

¿Qué espectáculos van a desarrollarse en la Plaza de Toros?

Habrá toros el día 25 y el día 30 y novillada el día 31. El resto se reparten entre el  concurso de bravura, suelta de vacas, concurso de recortes, etc. Una vez más no se subvencionan los festejos con muerte, lo que sí que hemos querido es apoyar el transporte del ganado, ya que ha subido muchísimo. También volvemos a incluir en el convenio con Cultura la asistencia de la Banda de Música a la Plaza y en los festejos con muerte vamos a hacernos cargo del coste de la ambulancia.

El resultado, ¿son las fiestas que soñaba hacer?

Yo pedí 80.000 € para hacer más fiestas y al final se me está yendo todo este dinero en afrontar la subidas de precio que ha habido en todo. Me hubiera gustado hacer más cosas y tengo apuntadas muchas más cosas para el año que viene que espero que salgan adelante como un cohete infantil.

Ha sido un año complicado para programar. En las fechas habituales estábamos en pandemia y no se podían licitar las actividades porque no sabíamos si se iban a poder hacer. Al final hemos tenido que trabajar a contrarreloj.

¿Qué le pediría a la ciudadanía?

Los ciudadanos y las ciudadanas siempre responden. Lo han demostrado comportándose en esta pandemia y ahora creo que va a ser igual. Mucha gente me está diciendo que han retrasado las vacaciones y se notan muchas ganas. Espero que disfruten, que sean responsables, pero que sean unas fiestas de poder besarnos, abrazarnos, saltar, bailar y muchas otras cosas que se han perdido y que hacen mucha falta.

¿Cómo valora el trabajo de las peñas y colectivos implicados en las fiestas?

Creo que si no estuvieran ellos no habría fiestas. Un ayuntamiento por sí mismo no tiene capacidad de sacar adelante toda esta programación si no se cuenta con el apoyo de colectivos, peñas, asociaciones. Son una parte fundamental las fiestas a las que hay que cuidar mucho.

¿Entiende que haya habido debate sobre la decisión de aumentar un día más las fiestas?

Se trata de que hostelería pueda disfrutar de un sábado de noche, que es su día. Sí el Pobre de Mí es como siempre, el día 30 a las 12 de la noche, a la 1,00 se acaba todo. De este modo van a poder cerrar con horario especial. Es sábado, el día que más gente puede venir a Tudela y creo que era de cajón. A mí no se me ha quejado absolutamente nadie. Al revés, lo han agradecido.