Inicio Tudela Academia Little Britain: inglés personalizado de manos de un nativo

Academia Little Britain: inglés personalizado de manos de un nativo

Compartir
Glenn Parker, en la Academia Little Britain

La academia Little Britain lleva dos años impartiendo clases de inglés en Tudela, aunque Glenn Parker, la persona que está al frente, tiene una larga experiencia de más de 10 años en este terreno. En Little Britain, los grupos son muy reducidos, de un máximo de seis personas, con lo cual la enseñanza es muy individualizada: “Con un grupo de seis personas no hay oportunidad de que alguien no participe, de que no progrese y se quede atrás. Todo está orientado a que cada uno vaya consiguiendo sus objetivos, que estén suficientemente bien preparados para hacer un examen, o adquiriendo vocabulario para un negocio, etc”. Little Britain imparte clases a diferentes tipos de alumnado: desde grupos de niños hasta clases en empresas. “La academia está más enfocada a adultos”, nos cuenta Glenn Parker. “Pero algunas horas al día damos clases a niños, con una edad mínima de 11 años”.

En el caso de los estudiantes, se guían sobre todo por el programa que ellos llevan en clase: “Hay coordinación con lo que están viendo ellos en su centro educativo para ver dónde fallan, dónde tienen problemas, qué les cuesta más… Y apoyarles ahí”. Glenn además tiene gran experiencia con escolares preparando exámenes oficiales de programas como Cambridge English for Schools o EOIDNA.

También organizan programas de estudios en el extranjero
para perfeccionar el idioma

En cuanto a clases para adultos también se personalizan según el objetivo de forma que ofrecen cursos para todos los niveles de preparación de exámenes oficiales como Cambridge English, del que somos centro oficial de preparación. Otros alumnos necesitan aprender inglés por su trabajo, por lo que se orienta más a la utilización del inglés formal, para escribir correos, cartas, cómo dirigirme a alguien en un ambiente laboral… Y otras personas simplemente quieren aprender por gusto, para viajar y hacerse entender si van al extranjero… Es decir, damos todo tipo de clases para cubrir las necesidades de cada persona”.

En la dinámica de las clases, tiene mucha importancia la conversación, con la gran ventaja de que el profesor es un nativo, en este caso, de Gales, Gran Bretaña.
Para Glenn, su trabajo es algo con lo que se siente muy comprometido: “No se trata solo de dar una clase, se acaba y ya está. Es muy importante hacer que mis alumnos consigan sus objetivos, me comprometo absolutamente con ellos. Con seis personas, puedo asegurarme del progreso de cada uno de ellos”.

Una novedad que la academia ha puesto en marcha recientemente es la oferta de programas de estudios en el extranjero. “Ofertamos una gran gama de cursos de estudios de idiomas en el extranjero que pueden ser desde campamentos de verano para niños y adolescentes hasta estancias de cursos escolares completos, programas para adultos o incluso para familias al completo. Los destinos son muchísimos: Inglaterra, Irlanda, Estados Unidos, Malta, Sudáfrica… Hay una gran variedad, depende, de la persona y de los objetivos que persiga, pero siempre es una gran oportunidad para mejorar un idioma y desde aquí pueden hacerlo con todas las garantías”.